Escapada gastronómica a Montpellier

Publicado el 07.10.2020


Montpellier es una ciudad dinámica y muy atractiva para una escapada, que te permitirá saborear la diversidad de la gastronomía del sur de Francia. Estas son los lugares y actividades que no te puedes perder.

Cuando las vacaciones comienzan a quedarnos lejos, nada mejor que pensar en una escapada que te permita cambiar de aire. Hoy te proponemos descubrir Montpellier, sus productos, cocina y vinos.

Escapada gastronómica a Montpellier/ Foto Godo Chillida©

Los trenes de Renfe-SNCF, un transporte ecológico, te permite llegar directamente a Montpellier en tres horas desde Barcelona y atravesando paisajes únicos que no podrás resistirte a fotografiar. A la llegada te recibe una renovada estación de trenes abierta y accesible, por la que circulan más de 360 trenes al día. También se puede llegar en el mismo tren desde Madrid, Zaragoza, Tarragona Girona o Figueras.

A pocos metros de la estación, y en la intersección del acaso antiguo y la zona nueva de Montpellier, encuentras un amplio espacio público que alberga los mercados más representativos de la ciudad. Allí podrás ver el producto fresco local, además de sentarte a tomar una copa y probar algunas de las especialidades.

Ostras francesas/ / Foto Godo Chillida©

Además, en los alrededores del mercado hay una gran cantidad de terrazas para disfrutar del movimiento de la ciudad y ver pasar los “tranvías de alta costura”.

La mayor parte de la gente se mueve por el centro de la ciudad a pie, en bicicleta y en unos coquetos tranvías cuyos vagones han sido decorados por uno de los máximos representantes del mundo de la moda: Christian Lacroix, y Garouste y Bonetti. En fin, todo un atractivo en sí mismos.

Degustando la gastronomía de Montpellier en una escapada

Esta ciudad del sur de Francia, cuenta con grandes restaurantes galardonados con estrellas. Muchos de ellos están en el barrio de Écusson como Le Petit Jardin en la Rue Jean-Jacques Rousseau, L’Artichaut en la Rue Saint-Firmin y L’Idée Saveurs en la Rue du Four-des-Flammes.

Guía gastronómica de Montpellier/ Foto: Godo Chillida para Los Foodistas©

Sin embargo, si quieres disfrutar de los placeres más sencillos de la cocina local, también hay muchas opciones. Pasear por los mercados, descubrir los vinos de la región de Languedoc – Rosellón y la denominación Grès de Montpellier. Muchos restaurantes sirven los vinos de la región, ofreciéndolos como vino de la casa, que compran directamente a las bodegas.

Productos locales para descubrir en Montpellier// Foto Godo Chillida©

El distrito de St. Roch está atravesado por pequeñas calles que esconden pastelerías, queserías, tiendas de productos ecológicos, cervecerías artesanales y una buena cantidad de restaurantes y bistrot, en los que puedes pasar un buen rato.

Si lo que te apetece es degustar un producto típicamente francés, en ese mismo barrio encontrarás un restaurante especializado en pato llamado The Duck, en el nº 15 de la calle de la Fontaine

Las Brasserie son también una buena idea para sentirte como un/a local. Le Bouchon St Roch, es una buena referencia en el mismo barrio (calle de d’Agde nº 14 – frente a la iglesia de St. Roch).

Dos mercados imprescindibles

Les Halles Castellane es el mercado cubierto principal de Montpellier (ubicado a 250m de la plaza de la Comedia). Antes de entrar, te recomendamos observar con detenimiento la fachada, para descubrir las piezas de arte urbano hechas con restos de bicicletas.

Les Halles Castellane/ Foto: Godo Chillida para Los Foodistas©

El edificio ha sido renovado y sus 1500 metros cuadrados acoge puestos y tiendas de productos regionales. Aquí, encontrarás fruta y verduras, embutidos, quesos, vinos, patés, y otras delicias.

A pocas paradas en la línea 3 de metro del centro de la ciudad, está Le Marché du Lez, un complejo cultural y gastronómico, en una zona pujante de la ciudad. Este espacio que combina opciones al aire libre y cerradas, está ubicado en unos antiguos locales agrícolas, al costado del río Lez.

Marché du Lez en Montpellier /Foto: Godo Chillida para Los Foodistas©

El ambiente del Marché du Lez, es bohemio y muy agradable. Allí se mezclan artistas, restauradorxs, tiendas y hasta estudios de yoga o una barbería. Además de comprar en tiendas de diseño o vintage, hay una amplia oferta culinaria.

En el 2019 inauguraron Les Halles Gourmandes. donde puedes comer desde ostras con champagne, hasta platos veganos y ecológicos. En la zona exterior hay food trucks y restaurantes, que congregan público joven y familias que disfrutan de todos tipo de platos y cócteles.

Especialidades locales

Toda escapada llega a su fin pero, seguro eres unx de lxs nuestrxs, querrás alargar tu estancia llevándote a casa algunas especialidades de Montpellier.

Pastelerías de Montpellier/ Foto: Godo Chillida para Los Foodistas©

Para comprar todo en un solo lugar, tienes que visitar Le Panier d’Aimé (Rue du Plan du Palais 6). Allí encontrarás deliciosas sardinas de la camarga, mermeladas y confituras de frutas, las famosas Terrine, quesos, foie, miel y galletas.

¿Eres del club de lxs amante de los dulces? Pues, no te vayas sin darte una vuelta por Le Comptoir de Mathilde (rue des Étuves 18). Tabletas de chocolate, trufas, preparado para fondue de chocolate y también confitura de fresas con haba tonka o una crema untable de avellanas y cacao, son algunas de las tentaciones locales

¡Compártelo en las redes!

También te puede interesar..