Dos exposiciones imprescindibles sobre la gastronomía en Cataluña

Publicado el 29.08.2019


Hasta septiembre tienes tiempo de visitar dos exposiciones sobre la cocina catalana más internacional. Una en el Museo del Empordà y la otra en el Palau Robert. Te adentrarás en la cocina de Ferran Adrià, Núria Serrat, Carme Ruscalleda, Paco Pérez y otros grandes cocineros/as.

Exposición sobre gastronomía catalana/Foto ME

El país dels cuiners. De Ca la Teta a elBulli y Carme Ruscalleda. La esencia del sabor, son las dos exposiciones que te recomendamos visitar. Ambas tienen una mirada histórica sobre algunos de los hitos más importantes de la cocina e vanguardia en Cataluña. Podrás descubrir los orígenes de Paco Pérez en un chiringuito; la proyección de Carme Ruscalleda partiendo de una charcutería, los procesos creativos de Ferran Adrià y otros datos interesantes.

El Museo del Empordà acoge la exposición El país dels cuiners. De Ca la Teta a elBulli, un recorrido que tiene como hilo conductor la gastronomía empordanesa. Partiendo del inicio de las comunicaciones modernas que conectaron la región con el resto de Europa, la narración culmina con el cierre del mítico restaurante elBulli.

La exposición, comisariada por Josep Algans, Manel Gràvalos y Francesc Guillamet, reúne fotos históricas, documentos, objetos y otro tipo de elementos que no solo hablan de la cocina, sino de la transformación del territorio, la cultura y el arte, destacando los establecimientos pioneros que ayudaron a poner en valor la zona a partir de su gastronomía.

La cocina que surgió durante la segunda mitad del siglo XX en el Hotel Duran, el Motel Ampurdán o en elBulli, combinaban elementos de la gastronomía francesa y la catalana, pero al mismo tiempo fueron mucho más que eso, porque crearon una cocina distintiva con cuyas propias reglas rompían con buena parte de la tradición, que la posicionaron como referente internacional en todo el mundo.

Las fondas también tienen un lugar especial en la exposición El país dels cuiners. De Ca la Teta a elBulli, por la cocina que allí se desarrolló y también como punto de encuentro y tertulias de nombres destacados como el de Salvador Dalí, Josep Pla, Richard Hamilton, Miquel Barceló o Carles Fages de Climent.

El país dels cuiners, Museo del Empordà

En esta muestra podrás descubrir la historia de muchos restaurantes empordanesos, como la de los hoteles Duran y Empordà, ambos de Figueras, que fueron los primeros de Girona en recibir una estrella Michelin, en el año 1974, posicionándose como referentes locales de “nouvelle cusine”

Es muy interesante adentrate en los inicios del, hoy estelado, chef Paco Pérez. en un chiringuito que, con el esfuerzo y el tiempo, se ha convertido en un restaurante con dos estrelles Michelin.

En la exposición no falta la referencia a la primera mujer en todo el estado español que en 1982 consiguió una estrella Michelin: la chef Núria Serrat, del restaurante Mas Pau. Ella abrió las puertas de su establecimiento en 1960 y luego se trasladó un tiempo a Burdeos para formarse en la “nouvelle cousine”. Sin embargo, a su regreso desarrolló una cocina que cuestionaba las bases de aquel modelo, creando nuevas técnicas

Hay un buen catálogo formado por once textos donde periodistas, un filósofo e historiadores hablan y analizan las principales líneas de la exposición El libro está a la venta y es una referencia interesante para profundizar aun más en el tema,

El programa se completa con vistas guiadas, actividades familiares, ciclo de cine y gastronomía. Además el Hotel Duran y el Hotel Empordà, ofrecen un menú degustación con sus platos más emblemáticos, que también forman parte de la exposición.

La cita: hasta el 15 de septiembre
Abierto de 11 a 19, lunes cerrado
Museo del Emporda: La Rambla, 2, 17600 Figueres, Girona

Carme Ruscalleda. La esencia del sabor/Foto: Los Foodistas©

El Palau Robert de Barcelona dedica una exposición a la chef Carme Ruscalleda, una de las más estelada del mundo (7 en la última década). Su cocina es todo un símbolo de vanguardia, que se asienta en la tradición.

La muestra lleva por título Carme Ruscalleda. La esencia del sabor, comisariada por Anna Alberni, y es un recorrido por la trayectoria profesional de la cocinera, hasta el cierre en 2018 del restaurante Sant Pau de Sant Pol

La exposición se inicia con los orígenes familiares de la charcutería Ruscalleda, los primeros pasos para la apertura de su primer restaurante, el desarrollo y ascenso posterior. Premios (Creu de Sant Jordi de la Generalidad de Cataluña; Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes del Ministerio de Cultura; Premio Nacional de Cultura, etc.), reseñas de prensa, publicación de libros y recetarios, la labor en los restaurantes Sant Pau de Sant Pol y Tokio. y Moments de Barcelona, ofrecen una buena panorámica de su trayectoria.

La muestra trascurre por más de 30 años de historia. La apertura del restaurante Sant Pau en Sant Pol de Mar en 1988; la primera estrella Michelin llegó en 1991; la segunda y la tercera en 1996 y 2006; la gestión del pabellón de Cataluña en la Exposición Universal de Sevilla en 1992, son algunos de los datos más importantes

Came Ruscalleda, Palau Robert

Una selección de piezas audiovisuales, entrevistas e infografías van guiando el recorrido, sin pasar por alto un apartado que explica el proceso creativo y la evolución de la cocina de Carme Ruscalleda, a través de la descripción de platos y menús temáticos.

El Maresme es el telón de fondo de la exposición porque, aunque no tenga una sección especial, está presente en todo momento. La complicidad de Ruscalleda con el territorio y su voluntad resaltar los productos del entorno en una cocina de proximidad, recorren cada uno de los rincones de la propuesta expositiva. Lo mismo ocurre con la presencia de Toni Balam, de sus hijos, Raül y Mercè, que forman parte de su universo familiar y profesional.

La mirada vanguardista sobre el recetario tradicional catalán es uno de los rasgos distintivos de la cocina de la chef, en la que nunca pierde de vista la capacidad de emocionar que tiene la comida. La apertura del restaurante Sant Pau de Tokio, es otro de los hitos que dejan huella en la manera de trabajar de Ruscalleda. Nuevos ingredientes y maneras de cocinar, se incorporan en su universo, pero sin perder los anteriores.

Carme Ruscalleda ya no está al frente de los fogones del restaurante de Sant Pol, pero sigue trabajando en una laboratorio creativo de ideas, dirigiendo los restaurantes Sant Pau de Tokio y Moments, en el hotel Mandarin Oriental de Barcelona. Desde el 2008 trabaja en muchos de estos proyectos con el chef Raül Ballm (su hijo), que es el jefe de cocina en Barcelona y también colabora en Tokio.

Este último restaurante ha crecido en un diálogo constante con las propuestas de Sant Pol y Tokio y es una iniciativa de Raül Balam, y alma del establecimiento. Raül también tiene su lugar destacado en la exposición, y bien merecido.

La entrada a la exposición es gratuita, y te recomendamos su visita. Otro dato interesante es el montaje, en el que destaca la utilización de cartones y materiales reciclables, muy en consonancia con la voluntad de Ruscalleda de cuidar el territorio.

La cita: hasta el 29 de septiembre
De lunes a sábado, de 9 a 20h.; domingos hasta las 14.30h.

Palau Robert: Paseo de Gracia 107, Barcelona

¡Compártelo en las redes!

También te puede interesar..

> > >